Ventanas mallorquinas, perfectas para la costa


Uno de los elementos arquitectónicos que más peso estético está adquiriendo en la vivienda durante los últimos años es la contraventana. Si tuviéramos que destacar algunas -de entre todas las opciones disponibles- estas serían sin duda las conocidas como ventanas mallorquinas. Sus buenas prestaciones añadidas al alto valor estético que poseen, las convierten en una forma original de vestir y proteger la vivienda. ¿Quieres incorporarlas a tu hogar pero no lo tienes del todo claro? Después de leer este post acabarás convenciéndote.

Las mejores ventanas para el mar

Estas contraventanas de lamas son la mejor opción para los climas cálidos o marítimos. Ejemplo de ello es que su propio nombre, «mallorquinas», responde a la normalidad con la que se las ve en las casas de las Islas Baleares. Para ambientes costeros son una muy buena inversión ya que visualmente resultan muy atractivas, tanto desde el interior de la vivienda como en su aspecto externo.

Al contrario de lo que pueda parecer, son muy prácticas y cómodas. Al ser ventanas a medida podemos encontrarlas con una distribución de lamas cerrada, abierta o regulable. Esta última alternativa destaca como la más conveniente, ya que permite regular por completo la entrada de la luz a la vivienda en función de la hora del día, las condiciones climatológicas del momento o el gusto personal de cada miembro de la familia. Con independencia del modelo, todas se instalan siguiendo un sistema de bisagras con el que podrás manipularlas fácilmente, algo determinante en cerramientos que vas a utilizar día tras día.

Además se consideran un buen aislante, tanto térmico como acústico. Podrás sustituir sin problemas las persianas por contraventanas, ya que frenan con la misma capacidad y contundencia tanto el ruido que pueda llegarnos del exterior como la entrada de calor al interior de las estancias. Según los estudios, estaríamos hablando de casi un 30 % de ahorro en el gasto de climatización, lo que acaba siendo un plus a la hora de decidirte por su instalación.

Tienes que ver:  Cómo decorar un dormitorio con papel pintado

La resistencia de las ventanas de madera

Aunque existen muchos otros materiales para conformar este tipo de contraventanas, la madera sigue siendo la protagonista por excelencia. Aunque necesitan un mantenimiento periódico, existen muchas variedades que no requieren un excesivo cuidado. En este sentido, la madera laminada es mucho más estable y resistente a las variaciones térmicas, de ahí que su uso sea recurrente para este tipo de productos.

Para su elaboración deberás escoger aquellas maderas resistentes a la humedad como la teca, el iroco o el cedro. Es también importante que sean ligeras, ya que si no aportarán mucho peso a las bisagras, pudiendo incluso deformarlas con el tiempo.

Un aspecto muy positivo a nivel estético es que materias como el pino permiten ser pintadas con el color que desees. Darás así un toque original y alegre a la fachada de tu casa.

Como ves, las ventanas mallorquinas son las perfectas ventanas para la costa por su aspecto y funcionalidad. Encajan perfectamente en cualquier entorno y decoración, ya que los múltiples materiales, acabados y colores disponibles las hacen apta para cualquier vivienda.


Resumen
Ventanas mallorquinas, perfectas para la costa
Nombre del Artículo
Ventanas mallorquinas, perfectas para la costa
Descripción
Las ventanas mallorquinas son las más elegidas para la costa, descubre por qué en nuestro último artículo!
Autor
Nombre del Editor
Brico-Valera
Logo del Editor