Ideas para recibidores modernos

Ideas para recibidores modernos

Cuando de decorar un hogar se trata, buscamos imprimir nuestro estilo, reflejar nuestra personalidad. Por eso, los recibidores modernos abren un enorme abanico de posibilidades de decoración, para que siempre aciertes con el estilo adecuado a tus preferencias o necesidades.

El recibidor es la pieza de la vivienda a la que debemos prestar mayor atención. No en vano se trata de nuestra carta de presentación y, en gran número de ocasiones, la única parte de nuestro hogar que nuestros visitantes van a poder conocer.

Por eso, el mobiliario para esta zona debe elegirse con sumo cuidado. Piensa que es lo primero con lo que la mirada del visitante se va a cruzar. Pero, además, se trata de un espacio de transición en el que vamos a desprendernos de los accesorios que traemos de la calle y que en casa no vamos a necesitar: bolsos, paraguas, abrigos, gabardinas, sombreros... Esto hace que los muebles escogidos deban cumplir también con un cometido claramente funcional.

En este post vamos a darte algunas pistas para que, sea cual sea el tipo de vivienda que habites, puedas dar con la mejor opción para vestir y decorar tu recibidor de la forma más atractiva y funcional posible. Comenzaremos abordando el aspecto de los espacios para después centrarnos en distintos tipos de muebles que puedes elegir. ¿Preparado?

Recibidores pequeños

El tamaño es importante a la hora de decidir cómo decorar el vestíbulo de una vivienda. Si se trata de un espacio pequeño, el mobiliario debe elegirse de tal manera que consiga un efecto óptico amplificador, haciendo que parezca mayor de lo que realmente es.

Si lo que sobran no son metros, precisamente, lo mejor es decantarse por muebles tipo consola o mesitas auxiliares con poco fondo. Otra opción muy adecuada son las estanterías bajas, con varios estantes para ganar espacio de almacenamiento.

Si el sistema de calefacción es con radiadores, una buena idea es colocar sobre el de la entrada un mueble cubrerradiador, que hará las veces de repisa y no ocupará mayor espacio que el que ya tiene el propio aparato.

Una solución decorativa muy adecuada para pequeños espacios son los espejos. Además de ser útiles para ese retoque final de nuestro look antes de abandonar el hogar cada mañana camino del trabajo, nos servirá para aumentar la luminosidad y agrandar visualmente la entrada al piso o apartamento. Lo mejor será elegir un modelo de grandes dimensiones, al menos en altura, y colocarlo en uno de los laterales del recibidor.

Un buen consejo es colocar sobre la consola o mueble de entrada elegido alguna lámpara de sobremesa o apliques colgantes, que también darán un toque de luminosidad y calidez a la estancia.

Recibidores baratos de estilo nórdico

Para este tipo de espacios reducidos es muy adecuado un tipo de mueble recibidor de estilo nórdico. De diseño minimalista y líneas sobrias, son un complemento óptimo para decorar con estilo sin necesidad de muchos metros.

Podrás adquirirlos online y elegir entre un amplio abanico de modelos, diseños y colores con precios realmente baratos.

Recibidores grandes

Si, por el contrario, dispones de una vivienda con un gran espacio de acceso, las posibilidades de decoración se multiplican. Aquí podrás dar rienda suelta a tu imaginación y elegir entre todo un surtido de mobiliario adecuado para cada necesidad.

Si la forma del zaguán es cuadrada, trata de colocar los muebles a izquierda y derecha de la puerta de acceso. Podrás decantarte por aparadores o consolas de gran tamaño o incluso algún armario tipo ropero, muy útil para colgar los abrigos y gabardinas de toda la familia.

Si el vestíbulo es de forma alargada, bastará colocar un único mueble apoyado en la pared más larga, evitando, eso sí, que obstaculice el paso.

En cualquier caso, si se dispone de espacio sobrante, en ausencia de armario podrás emplazar un perchero, bien sea de pie (el clásico perchero árbol, de madera, tan elegante) o bien de pared.

Cuando los metros no son un problema, puedes también dar un toque de distinción a tu vestíbulo acompañando el mobiliario con algún cuadro de gran formato. Si has elegido un mueble minimalista, de color neutro y líneas sencillas, el cuadro colocado sobre él puede poner la nota de color.

Si, por el contrario, te has decides por algún mueble llamativo, de esos que tienen personalidad propia, procura elegir un cuadro en tonos más apagados y diseño simple o, si lo prefieres, en colores que armonicen con los del mueble de soporte.

Vestíbulos con escalera

Si tu vivienda tiene más de una planta y la escalera de acceso arranca en el propio vestíbulo, este hecho puede añadir versatilidad al espacio y más opciones para decorar.

Por ejemplo, podrás aprovechar todo el hueco de la escalera para ubicar un mueble a medida, con variedad de cajones y estantes, lo que multiplicará enormemente el espacio de almacenamiento.

Y si el presupuesto no alcanza para un mueble a medida, también encontrarás muchas y buenas alternativas con mobiliario ya fabricado en las dimensiones adecuadas para tu espacio.

Recibidores con o sin ventana

Si tienes la suerte de disponer de algún vano en el vestíbulo por el que entra luz natural, el resultado puede ser espectacular, aportando luminosidad al ambiente y al mobiliario. En este caso, podrías permitirte el lujo de elegir muebles de maderas oscuras. Eso sí, sin recargar el espacio, para obstaculizar lo menos posible el paso de la luz.

Pero si tu recibidor carece de luz natural, puede ser buena idea sustituir las puertas opacas que limiten con el vestíbulo por otras con acristalamiento transparente o translúcido.

Qué tipo de mueble elegir

Elegir los muebles modernos más adecuados convertirá tu recibidor en una estancia útil y funcional. Tienes muchas alternativas, pero un mueble en el vestíbulo es siempre imprescindible. ¿Dónde sino dejarías las llaves, o el bolso, o el abrigo o las gafas de sol nada más entrar en casa?

Ahora bien, como hemos visto, el tipo de mueble que elijas para decorar la entrada de tu vivienda va a depender, en gran medida, del espacio disponible. Pero no te preocupes, porque para cada caso vas a encontrar múltiples soluciones y estilos, dependiendo de tus gustos y del resto de la decoración de tu hogar.

Recibidores con espejo

Los recibidores con espejo, bien en horizontal o en vertical, son una solución óptima, como te comentábamos, para conseguir ampliar visualmente los espacios. Este tipo de piezas suelen combinar una zona de almacenamiento, a base de estanterías o cajones de distintos tamaños y, al lado, o sobre ella, el espejo.

Desde luego, son la mejor elección para entradas de pequeño tamaño y podrás elegirlos en multitud de estilos, entre los que destacan el nórdico, de líneas limpias y geométricas, el industrial, a base de metales envejecidos en distintos colores combinados con madera y el vintage, en muebles blancos o de colores claros, con un aire romántico.

Recibidores rusticos

El estilo rústico se adapta a la perfección a viviendas en zonas rurales o en contacto con la naturaleza a las que queremos dar una apariencia que se integre con el espacio circundante.

Aquí serán muy adecuados los muebles de madera maciza y líneas clásicas que pueden quedar perfectos combinados con otros objetos más contemporáneos. Una feliz idea, si el techo tiene la suficiente altura, puede ser añadir una lámpara de araña de buen tamaño, que dará un toque de sofisticación único a tu hogar.

Una combinación también muy adecuada para este tipo de ambientes rusticos es la de los muebles auxiliares de forja. Un perchero, un paragüero, estanterías o maceteros en este material darán ese toque cálido y tradicional que distinguirá tu vestíbulo.

Una de las últimas tendencias para ambientes rústicos, es el estilo cottage chic, también llamado shabby chic. Combina los muebles con acabado decapé con textiles en hilo, algodón o lino y objetos decorativos en cerámica o vidrio.

Otra alternativa es la inspiración escandinava, con muebles de madera envejecida, arcones o baúles, a los que se añaden cestas y otros elementos de decoración que crean ambientes minimalistas y escenarios geométricos.

Pero rústico no es siempre y en todo caso sinónimo de campestre. Hay recibidores rusticos con detalles que remiten a ambientes marineros, ideales para residencias veraniegas al lado del mar. Muebles de madera en acabado natural acompañados de candelabros o faroles de metal envejecido, con detalles de sogas o cordelería en tonos naturales, son un acierto en estos casos. Un ambiente fresco, con aires mediterráneos.

Recibidores de madera

Si lo que buscas es lograr un ambiente acogedor y cómodo en el espacio donde recibirás a tus invitados o visitas, lo ideal es optar por mobiliario de madera natural. Tienes alternativas para todos los gustos y presupuestos: desde la asequible madera de pino, hasta la más lujosa y sofisticada del cerezo o el haya, pasando por el roble o nogal.

Sea cual sea la opción escogida, la madera siempre pondrá una nota de calidez, clase y buen gusto a la estancia.

Fabricadas en madera puedes elegir entre multitud de piezas, dependiendo de tu preferencia y el espacio disponible. Para vestíbulos pequeños, recuerda elegir siempre consolas o aparadores de fondo estrecho.

En el resto de los casos, una cómoda será un mueble muy adecuado para este espacio, permitiéndote gran cantidad de almacenamiento en sus múltiples cajones. Si, además, es una pieza de anticuario o almoneda, poco más vas a necesitar para imprimir estilo a tu recibidor.

Un estilo que no pasa desapercibido es el Chippendale. Muy apropiado para crear un rincón con encanto, en un recibidor de grandes dimensiones, a base de una pequeña mesita y un par de sillas a juego.

También puedes optar por el estilo colonial, con muebles y accesorios en bambú, tan cálido y fresco a la vez. O, si lo prefieres, por el estilo de inspiración oriental que nunca ha dejado de estar de moda. Con muebles en madera lacada, de alegre colorido y espectacular decoración, es una propuesta original y acertada para dar un aire diferente a tu casa.

Últimamente están muy de moda los muebles en madera con acabados metalizados, especialmente plateado. Es una alternativa más arriesgada, pero que puede dar muy buenos resultados. ¿Te atreves? Te damos algunas claves para triunfar con esta opción.

  • - La primera es recurrir al papel pintado para las paredes. En color liso morado o púrpura o estampado con rayas o motivos florales quedará espectacular. Eso sí, solo en una de las paredes, el resto más sobrio, para no recargar.
  • - Respecto al diseño del mueble, puedes elegir una pieza clásica, combinada con elementos decorativos más vanguardistas, como portarretratos o lámparas. O bien, algo más innovador o con aspecto vintage. En cualquiera de los casos, llamará la atención.
  • - Si vas a introducir sillas o butacas en la decoración, procura que los textiles sean en tonos grises, blancos o negros, para que combinen bien con las piezas plateadas.

Otro de los secretos para el triunfo en la decoración de este espacio es recurrir a la mezcla de estilos. Mezclar muebles clásicos en madera con objetos de cerámica popular o de líneas modernas dará un toque muy personal a tu recibidor.

Comprar recibidores modernos y economicos online

Con las ideas que te hemos apuntado quizá tengas ya decidido el estilo que vas a imprimir a tu recibidor. Ahora, solo queda el último paso: adquirirlo y llevarlo a casa.

Para ello, puedes decidirte por la clásica alternativa de recorrer más y más tiendas físicas, no siempre próximas a tu domicilio, o bien, por la más cómoda y práctica de recurrir a tiendas online donde ojear, cómodamente instalado en tu sofá o butaca preferida, las múltiples propuestas que tienes para elegir, y que puedes recibir directamente mediante el envío a domicilio.

Si lo que pretendes es recopilar ideas de recibidores modernos y economicos para tu nuevo hogar, o para renovar la decoración del actual, en la web encontrarás seguro lo que estás buscando. Así que, ya sabes, manos a la obra, y a empezar a buscar ese mueble que dotará de personalidad a tu casa y será tu mejor tarjeta de presentación para todo el que llegue.