Claves para decorar un apartamento pequeño

Claves para decorar un apartamento pequeño

Claves para decorar un apartamento pequeño

Decorar un apartamento pequeño es, en ocasiones, una tarea titánica. No son pocos los arquitectos e interioristas que tratan de sacar partido a cada metro cuadrado. Armarios empotrados, mobiliario plegable u objetos multiusos son algunas de las soluciones más comunes. Pero ¿qué pasa con la decoración? ¿Es posible sacarle partido a un piso de no más de 70 metros cuadrados?

La respuesta es sí, pero ya te adelantamos que vas a necesitar saber cómo hacerlo. A continuación vas a encontrar algunos consejos útiles para lograrlo. Los pisos pequeños ofrecen grandes posibilidades, sin que sea necesario vivir apretujado.

1. El espacio es el reto

Cada centímetro va a contar para sacarle partido al apartamento. De esta manera, aquellos tabiques que creen habitaciones diminutas deben desaparecer. Así, en un piso de unos 35 metros cuadrados podría disponerse de una sola habitación, y aquí es donde hay que plantear una distribución eficaz. Puede que pienses que es imposible, pero no lo es.

Existen todo tipo de elementos para crear separaciones. Los mismos muebles pueden dividir esas zonas. Un buen ejemplo son los sofás, cuyos respaldos marcarán dónde empieza una parte de la casa y dónde acaba otra. ¿Necesitas privacidad? En tal caso lo tuyo son los biombos. Son el separador definitivo y hay decoraciones de todo tipo. Asiáticas, clásicas, modernas... Al final, habrás separado esa parte en la que buscas intimidad con estilo, como puede ser el espacio donde esté la cama.

2. La organización es la clave del orden y el almacenamiento

Hay que utilizar todos los espacios posibles para almacenaje, y eso implica utilizar también las paredes. No hay por qué llegar literalmente al techo, pero ese espacio vacío sobre la lavadora, por ejemplo, sería muy útil. Las estanterías van a jugar un doble papel en un apartamento pequeño: son elementos de almacenaje y decorativos. Juega con sus materiales y busca darle un estilo al conjunto de tu hogar.

Uno de los que triunfa últimamente es el industrial, por lo que las baldas vintage son una elección a tener en cuenta. Combinan la ligereza del metal y lo recio de la madera, una gran elección. Además, otros espacios a aprovechar para el almacenaje son los huecos sobre las puertas de acceso y el espacio bajo algunas mesas y la cama.

3. Los espejos, aliados de los apartamentos pequeños

Distribuir bien los espejos elimina los límites del espacio. El cerebro interpreta que hay mucho más espacio del real, incluso se puede generar una gran sensación de espacio en pisos de 50 metros cuadrados, y estos no son precisamente mansiones. Cuanto más grandes sean los espejos, mayor será el efecto. Una de las soluciones más recurridas es forrar con ellos paredes y puertas.

Puede que te cueste adaptarte al principio, pero la sensación de vivir en un apartamento mayor lo compensará, y podrás desterrar esa sensación creciente de claustrofobia. Además, estos objetos aportan un toque especial a la decoración y cuentan con una personalidad propia, por lo que encajarán en el estilo que decidas darle al piso.

4. Los colores

Sin ellos la vida sería muy aburrida. A la hora de decorar un apartamento pequeño, debes decantarte por los colores claros y luminosos. Los tonos oscuros crean una sensación de pequeñez y recogimiento. Sin embargo, los tonos claros y luminosos generan amplitud. El blanco es la gran elección en estos casos, pero, si no te convence, los tonos pastel son una alternativa.

Un truco decorativo es el de utilizar colores de manera continua. De esta manera no estás dando pie a la creación de compartimentos y la casa dará la impresión de ser más grande, ya que el mismo color o la misma gama cromática ocupará todo el espacio posible.

5. Inspírate en el minimalismo

Uno de los estilos que te recomendamos es el minimalista. Es una apuesta por utilizar solo los muebles indispensables y por un uso práctico del espacio. Gracias a este estilo decorativo, nada sobrará y todo estará en su justo lugar, ni más ni menos. El blanco es el color es el protagonista en esta corriente, que también es una apuesta por la luminosidad.

Si bien es un estilo sobrio, no tendrás problemas para sacar provecho de tu piso al aplicarlo. Asimismo, podrás aprovecharte de accesorios, como jarrones, los cuales tienden a estar decorados con patrones naturales. Un acierto absoluto, sin duda.

A pequeños problemas, grandes soluciones

Un apartamento pequeño ofrece grandes posibilidades, solo hay que saber cómo sacarlas a relucir. Estas son algunas propuestas, entre las que destacan el uso de la iluminación y los espejos para lograr más amplitud visual. Además, los tabiques que sobren deberán desaparecer, ya que los muebles pueden dividir espacios por sí mismos.

Decorar un apartamento pequeño exige paciencia y algunos conocimientos. Seguro que con estos consejos y recomendaciones utilizarás todo ese espacio que siempre ha estado ahí, pero que hasta ahora no habías aprovechado.