Blog de carpintería y decoración con madera

Guía para elegir tu casa perfecta

Creado el día: 30 may, 2017
Guía para elegir tu casa perfecta

Si estás pensando en adquirir una vivienda, planifica tu compra al detalle. Seguramente sea la inversión más importante de tu vida, así que, antes de lanzarte infórmate de todos los pasos ¡para acertar!


1 Sin prisa pero sin pausa

Tómate tu tiempo y compara. La búsqueda a través de webs especializadas es muy efectiva, pero también los bancos ofertan viviendas nuevas y de segunda mano. Haz un listado de prioridades (localización, superficie, comunicaciones, etc..). No te precipites: calcula bien a cuánto se elevará la inversión con todos los extras, no solo las reformas necesarias. Los trámites legales y los impuestos suponen entre un 8-14% adicional.


2 Negocia el precio

En el mercado inmobiliario (especialmente el de segunda mano) es una práctica muy habitual. No te dejes meter prisa por la parte vendedora o los intermediarios con presiones del tipo “tenemos ya algunas ofertas o acabamos de rebajarlo”; además, en la mayoría de los casos, el precio suele estar “bastante inflado” previendo una posterior rebaja. Tenlo en cuenta.


3 ¿Sólo o a través de intermediarios?

Puedes acordar la compra de una vivienda directamente con la propiedad o hacerlo a través de una constructora, un banco o una agencia inmobiliaria. En los primeros tres casos, no te cobrarán comisión. La agencia puede que si lo haga.


4 ¿Con quién vas a vivir?

Si te has decantado por una casa, antes de tomar cualquier decisión indaga un poco acerca de aspectos que serán importantes a la hora de habitarla. Habla con la comunidad de propietarios, para comprobar que todos los gastos están al día de pago, y también para tantear un poco cómo son los vecinos que vas a tener: ¿son ruidosos?, ¿tienen mascotas?, etc. Así prevendrás problemas posteriores.


5 Haz cuentas

¿Cuánto te puedes gastar?, la OCU recomienda no invertir más de 4 veces los ingresos familiares netos. Y según este organismo, si se trata de una inversión (para alquilar, por ejemplo), lo ideal es que la rentabilidad obtenida supere el 5% para compensar gastos de compra, posibles arreglos….


6 ¿Necesitas Hipoteca?

Si vas a pedir una hipoteca, estudia las condiciones de los distintos bancos e infórmate de la letra pequeña. No firmes nada que no entiendas. En la entidad te pedirán una tasación de la vivienda (que tendrás que abonar aparte), para saber que el precio se ajusta a su valor y así calcular el porcentaje de financiación ofrecido, en la mayoría de los casos es el 80% del valor de la compraventa. Y, muy importante, una hipoteca no es un producto cerrado: puedes negociar siempre ciertas comisiones, algunas vinculaciones, interés aplicados, etc….


7 Gastos adicionales

Además de la tasación, tendrás que pagar gastos de notaría. Inscribir las escrituras en el Registro de la Propiedad también lleva un coste. Y en cuanto a los impuestos, las viviendas de nueva construcción están gravadas con un 10% de IVA, y las de segunda mano con el impuesto sobre transmisiones patrimoniales (ITP), que oscila entre el 6-10% del valor escriturado, según la CCAA de que se trate.


8 Hacer los trámites a través de gestoría

Facilita bastante el trabajo de papeleos y gestiones, aunque si los hace uno mismo se puede ahorrar unos 300-400€ de la minuta. Antes de la firma del contrato de arras o de dar cualquier cantidad, para señalizar la vivienda, es muy conveniente solicitar una nota simple en el Registro de la Propiedad (o solicitar a la gestoría que lo pida) para asegurarse de la titularidad de la finca y ver el estado de cargas de la casa.


9 A cuenta del vendedor

Éste tendrá que hacerse cargo de abonar la plusvalía municipal, que hat que liquidar en el Ayuntamiento correspondiente. También los gastos de la cancelación de cargas que pudieran pesar sobre la vivienda (hipoteca, embargo, etc..) El IBI debe pagarlo quien sea propietario del inmueble a fecha 1 de enero del año en que se venda.


10 No desgrava

Desde el 1 de Enero de 2013 la deducción por adquisición de vivienda habitual ya no se aplica en el territorio español. Quienes compren su casa ahora, ya no podrán desgravar en la declaración de la renta. Sin embargo, si ese piso lo destinan para alquiler de un tercero, si podrán restarse de los ingresos los costes que origine la actividad: reparaciones, impuestos, seguros, etc…

Autor: Joel Collado

Aficionado a la decoración con un toque innovador.
En busca de aplicar nuevas tendencias a un bajo coste. Ahorra y decora.

Brico-Valera, tu carpintería de madera
más información aquí