Blog de carpintería y decoración con madera

Cómo lacar los armarios de la cocina

Creado el día: 05 dic, 2016
Cómo lacar los armarios de la cocina

Los muebles de cocina por norma general están fabricados a medida por lo que cambiarlos cada cierto tiempo por el simple echo de querer cambiar su aspecto o la decoración puede ser demasiado caro y engorroso, por eso hoy vamos a darte una solución.

El lacado es una forma de pintura que se caracteriza por su alta capacidad de cubrimiento y por su acabado perfecto, por ello es una fantástica opción a la hora de darle un cambio a nuestra cocina y más específicamente a los muebles de esta.

Lacar los muebles de la cocina puede parecer una tarea muy difícil o engorrosa pero la verdad es que nos ahorra un cantidad de dinero increíble y le da a nuestra cocina ese nuevo aspecto que parecerá que la acabamos de comprar completamente nueva. Para lacar los muebles de cocina necesitaremos un tipo de pintura satinada especial lacado que podemos encontrar en cualquier tienda especializada en pinturas y acabados, además necesitaremos un bote de imprimación blanca y un par de rodillos especiales para estos trabajos, los vendedores te aconsejaran sobre el material que necesitas.

Lo primero que tenemos que hacer para comenzar con el cambio de imagen de nuestra cocina es desmontar las puertas de los muebles de esta, para ello las soltaremos de sus respectivos lugares y le retiraremos los herrajes para que nos sea más sencillo lacarlas.

Después les pasaremos a las puertas que hemos desmontado una lija fina para dejar una superficie apta para la pintura en la que ésta agarre sin problemas. La primera mano que le daremos será la de imprimación para tapar los antiguos colores y posibles desperfectos y dejar una superficie blanca en la que podremos dar cualquier color con facilidad.



Cuando pase el tiempo de secado que el fabricante nos indique pasaremos de nuevo una lija muy fina con la que dejaremos la superficie lisa y uniforme. Ahora es hora de lacar, para ello aplicaremos el color de laca que hemos elegido para nuestra nueva cocina en al menos dos capas, que quede bien cubierto con una capa uniforme de pintura. Entre capa y capa de lacado deberemos pasar la lija fina a fin de conseguir un buen acabado como si de la mejor fábrica se tratase.



Una vez la laca esté bien seca nos dispondremos a volver a poner los herrajes que le habíamos quitado a cada puerta, siempre con cuidado de no pasarnos y abrir la madera o melamina. Finalizaremos nuestro lacado poniendo de nuevo las puertas en sus respectivos sitios y contemplando cómo en poco tiempo y por muy poco dinero hemos conseguido una cocina totalmente nueva y actualizada.

Para conseguir un cambio aún más llamativo te recomendamos que sustituyas tus viejos tiradores y pomos por unos nuevos a juego con la nueva decoración de tu cocina, verás como algo tan pequeño puede dar un toque realmente diferente a las puertas de tus muebles de cocina.

También puedes añadir algún vinilo a tu nueva decoración, dándole un toque diferente a tu nueva cocina. La pintura de las paredes también puede ser un plus en este cambio, los colores blanco, rojo y negro están muy de moda en las cocinas modernas por lo que puedes combinarlos a tu gusto y conseguir una cocina de revista sin necesidad de comprar muebles nuevos.

Autor: Joel Collado

Aficionado a la decoración con un toque innovador.
En busca de aplicar nuevas tendencias a un bajo coste. Ahorra y decora.

Brico-Valera, tu carpintería de madera
más información aquí