Blog de carpintería y decoración con madera

Cómo aislar paredes con friso

Creado el día: 29 sep, 2016
Cómo aislar paredes con friso

Tener nuestra habitación aislada térmica y acústicamente es un verdadero lujo y un importante ahorro en facturas de calefacción.

Existen muchas formas de aislar las paredes de una estancia, pero hoy nos hemos decantado por el friso. El friso son lamas de madera dispuestas verticalmente en las paredes de nuestra estancia unidas entre si por un sistema de click diseñado para hacer más fácil su instalación. En Brico-Valera disponemos de una gran variedad de friso, por tanto si quieres mirarte el catalogo de frisos de madera antes de saber cómo aislar paredes no dudes en entrar ya.

Lo primero como siempre es conocer las herramientas que vamos a necesitar para poder aislar nuestras paredes con el friso de madera:

  • Sierra de calar
  • Taladro/atornillador
  • Pistola silicona
  • Grapadora
  • Friso
  • Adhesivo de montaje
  • Rastreles de madera
  • Manta aislante


Con todos los materiales y sus respectivos componentes ya preparados nos disponemos a comenzar con la instalación del friso para aislar las paredes.

El primer paso es despejar y limpiar completamente la pared que vamos a aislar para no encontrarnos con ningún obstáculo en la superficie.

Cuando tenemos la zona limpia vamos a cortar los rastreles que situaremos en la pared para después poder fijar las lamas del friso. Para ello los cortaremos a medida colocando unos 2 o 3 rastreles por linea horizontal dejando separación entre los mismos de la misma linea para dejar correr el aire y evitar que la humedad se concentre en un mismo lugar además de dejar una separación entre cada linea de unos 50 cm.

Después de cortarlos los pegaremos a la pared con ayuda del adhesivo de montaje, y vamos con la manta aislante. Cortaremos trozos para rellenar los huecos entre los rastreles, aseguraros que la manta tiene menor grosor que los rastreles o el friso quedará abombado.

Para fijar la manta aislante a la pared utilizaremos también el adhesivo de montaje, después comenzaremos a fijar las lamas de friso empezando desde uno de los lados de la pared. Asegurate de colocar la primera lama a nivel y recta, sino todo el friso quedará torcido.

Las lamas de friso las fijaremos con el adhesivo de montaje y grapas especiales para frisos, así aumentaremos su fijación. Tan solo tenemos que ir insertando una encima de otra con el sistema de union de click que viene ore-instalado en cada lama, así nos será más sencillo. Cuando ya tengamos las lamas de friso instaladas y la pared 100% cubierta tendremos que rematarlas con las molduras que tapan la junta de dilatación superior e inferior.

Cortaremos las molduras a medida y las fijaremos con adhesivo de montaje en 1 o varias secciones. Listo, ya tenemos nuestro friso para aislar paredes instalado!








Autor: Joel Collado

Aficionado a la decoración con un toque innovador.
En busca de aplicar nuevas tendencias a un bajo coste. Ahorra y decora.

Brico-Valera, tu carpintería de madera
más información aquí